El hombre que se subió al coche

Había un hombre haciendo autostop en una noche fría y casi sin luna, parado, de pie, en el archen de una carretera solitaria,  y estaba cayendo una tremenda tormenta, pero nadie se paraba, cuando de repente se gira y ve que a lo lejos viene un coche…. se acerca y se detiene.

El hombre, con el agua que caía, sin dudarlo ni por un sólo instante, se sube al coche y cierra la puerta, cuando de repente se gira y se da cuenta que nadie va conduciendo.

Se asuste y mira hacia la carretera, y que más adelante,  había una curva y el señor empieza a rezar.

Y de pronto, llega la curva se abre la puerta del conductor, entra una mano y mueve el volante en la curva, y el coche continua su comino.

Al rato otra curva…. y lo mismos… una mano que aparece y mueve el volante y evita el accidente…. y así le sucede repetidas veces hasta que el hombre aterrado no aguanta y se baja del coche y se va corriendo hasta el pueblo más cercano, entra en el bar y a todos les empieza a contar lo que le sucedió.


Como a la media hora llegan dos tipos todos mojados y le dice uno al otro:
– Joer… mira Pepet, allí está el HIJO DE SU PUTA MADRE que se subió al coche cuando lo veníamos empujando.!!!

Share Button
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (1 votos, puntos: 5,00 sobre 5)
Cargando…