El chiste del francotirador

Chistes de Hombres

Dos amigos están tomando una copa, cuando uno le pregunta al otro: “Oye, nunca me has contado realmente como te ganas la vida”, a lo que le contesta el otro: “Pues mira te lo voy a decir, soy francotirador”.

El otro que no se lo cree, pero como estaban cerca de su casa, le invita a subir para hacerle una demostración.

El amigo saca de un doble fondo del armario un rifle con un objetivo larguísimo, y lo enfoca hacia la calle. “Mira este objetivo es muy potente, incluso veo tu casa desde aqui, ¡joder tu mujer, esta desnuda! ¡ahí va! ¡si hay un tío con ella, y se lo estan haciendo!”

Grita el otro: “¡Mátalos! ¡Mátalos!”

“Sí, pero ya te he dicho que soy un profesional, por ser tú te dejo a 200.000 pelas cada uno.”

“Venga de acuerdo, lo que sea.”

“¿Y cómo quieres que los mate?, porque ya te he dicho que soy un profesional.”

“Pues a él por cabron le das un tiro en los cojones, y a ella por adúltera le pegas un tiro en la cabeza.”

Entonces se oye un disparo, el otro que se queda esperando oir el segundo, y le pregunta:

“¿Qué pasa ahora?”

“Cómo que qué pasa, para que veas lo profesional que soy te he ahorrado 200.000”.

Share Button
Chistes de Hombres
El chiste del avión y la mujer muy atractiva

Un hombre de negocios hace trasbordo en otro avión y tiene la suerte de sentarse al lado de una mujer extremadamente atractiva. Se saludan y el se da cuenta de que ella esta leyendo un libro sobre estadísticas sexuales. Le pregunta sobre ello y ella le responde:

Chistes de Hombres
El chiste de la fiesta

Llega un hombre a una comida de etiqueta con protocolo y todo eso. En medio de la comida le asalta un dolor de estomago terrible, al ver que no puede más decide tirarse un pedo, y para disimular según se lo tira, tose, pero le sale un gargajo y le …

Chistes de Hombres
Tres hombres están desnudos en la sauna

Pues esto es que había tres hombres están desnudos en la sauna. De repente algo empieza a pitar. El primer hombre, un ingeniero de la Politécnica de Cataluña, aprieta su antebrazo y el pitido para. Los otros lo miran inquisitivamente. – “Es mi busca”, dice. “Tengo un microchip bajo la …

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies