Chistes D

Miles de chistes de todo tipo. Todos los días nuevos chistes. Chistes de Lepe, de politica, feministas y machistas, chistes para mayores y niños

Entra un hombre en un bar con una bolsa voluminosa…

abril 30th, 2013

El genio y la boya

 

 

 

 

 

 

Entra un hombre en un bar con una bolsa voluminosa, se acerca a la barra y pide una cerveza, el camarero, intrigado, tras ponerle la cerveza dice:

– Perdone, ¿me puede decir lo que lleva en la bolsa? Si no es indiscreción.
– Faltaría más, hombre.
Y saca de la bolsa una boya.
– ¿Y para qué va usted con eso en una bolsa?
… – Pues verás, iba por la playa dando un paseo y me encontré una botella, la froté y salió un genio…
– ¡Venga ya! Eso no te lo crees ni tú.
– Aquí esta la botella, frótala.
La frota y sale un genio, que se presenta y le ofrece un deseo al camarero, quien, emocionado, dice:
– Quiero….quiero…¡¡¡un millón de pelas!!!
El genio, solemnemente, dice “Concedido”, y el bar aparece lleno de velas encendidas.
– Pero…. ¿para qué coño quiero yo un millón de velas?
– ¿Y para qué coño quiero yo una boya de 25 cms.?..

Informe de eficiencia

octubre 30th, 2012


Informe de eficiencia
La semana pasada llevé a cenar a unos amigos a un restaurante famoso y noté que el camarero que nos atendía llevaba una cuchara en el bolsillo de su camisa.

Lo tomé como algo casual, pero me sorprendió descubrir que todos los camareros llevaban una cuchara en sus bolsillos.

Cuando el tipo regresó a tomar el pedido le pregunté:

¿Por qué la cuchara?

– Bueno… Los dueños del restaurante contrataron a la prestigiosa firma de consultoría Listos Consulting, expertos en eficiencia, con el objeto de revisar todos nuestros procesos. Después de muchos meses de análisis estadísticos, ellos concluyeron que a los clientes se les caía la cuchara un 73,5% más frecuentemente que los otros cubiertos.
Eso representa una frecuencia de caídas de tres cucharas por hora, por mesa. Si nuestro personal se prepara para cubrir esa contingencia, se reduce el número de viajes a la cocina y podemos ahorrar así 1,5 horas hombre por turno.
En el momento en que terminaba de explicarme, un sonido metálico se escuchó en la mesa de atrás. Rápidamente, el camarero reemplazó la cuchara caída por la que llevaba en el bolsillo.

De pronto observé que todos los camareros llevaban una cuerdita negra colgando de sus braguetas.

Entonces le pregunté: -Disculpe, pero ¿Por qué tiene usted una cuerda justo ahí ? La firma consultora encontró que nosotros también podíamos ahorrar tiempo al ir al baño.

¿Cómo es eso?

– Atando este hilo fino a la punta de… usted ya sabe, podemos sacarlo sobre el urinario sin tocarnos y de esa forma eliminar la necesidad de lavarnos las manos, acortando el tiempo gastado en el baño en un 82%.

– ¡Qué bien! Pero si la cuerdita ayuda a sacarlo, ¿cómo lo vuelve a meter en el pantalón?

– Bueno, yo no sé cómo hacen los otros, pero yo…………”Uso la cuchara”.

Chiste enviado por: Walter Arriaga

Blackberry

abril 15th, 2011

Chiste BlackBerryLlega un tio a un bar y dice: Un ron!,
y el camarero le dice: “aquí todo se pide con rima!!!”
el tio le responde: bueno pues, dame un ron cañero, para que venga un negro y se folle al camarero!!!
El camarero indignado le dice: ¿porqué no pide un aguardiente, para que venga el negro y se folle al cliente??.
En eso salta un gay que esta al lado y dice: aaaaaayyyyyyyyyyy!!!! por favor, pidan un ron marqués, para que el negro nos folle a los tres!!!!
Entonces entra el negro y dice: mejor un ron venezolano!! para follarme al que tenga una blackberry en la mano!!!!

Chiste enviado por Natalia

En una ocasión entró un vaquero a una cantina de un pueblo a tomarse un trago, y al llegar amarró su caballo en la puert…

febrero 2nd, 2011

…En una ocasión entró un vaquero a una cantina de un pueblo a tomarse un trago, y al llegar amarró su caballo en la puerta. Pero al salir el forastero de la cantina se percató que su caballo ya no estaba, muy enfadado el tipo regresó al salón y pateando la puerta y tirando las sillas amenazó:
Si no aparece mi caballo en 5 minutos voy a hacer aquí lo mismo que hice en San Francisco, y se dirigió a la barra por otro trago. A los 3 minutos volvió a salir y de nuevo no encontró su caballo, de nuevo entró al salón pateo la puerta y volvió a gritar:
Si en 2 minutos no aparece mi caballo, voy a hacer aquí lo mismo que hice en San Francisco, y se volvió a dirigir al cantinero por otro trago al minuto, nuevamente se dirigió a la puerta y el caballo ni luces y encolerizado tiró la puerta del salón y exclamó:
Se los advierto, si en un minuto no aparece mi caballo, voy a hacer aquí lo mismo que hice en San Francisco, y se dirigió nuevamente a la barra con el cantinero para otro trago. Finalmente al pasar el minuto, volvió a salir y por fin allí se encontraba el caballo tal y como lo había dejado. Ya satisfecho regresó al salón para pagarle al cantinero y luego se dirigió a su caballo, se monto y ya se iba a marchar cuando de pronto salió corriendo el cantinero con una cara de duda que para que les cuento, y le preguntó:
Disculpe señor, este, en nombre de todos los parroquianos de la cantina y mío, tenemos una dudota, este, ¿Qué fue lo que hizo en San Francisco?
A lo que el forastero contesta:
Pues, me fui a pie.

Entra un señor a un bar y el camarero le pregunta:

febrero 2nd, 2011

…Entra un señor a un bar y el camarero le pregunta:
¿Qué quiere?
¡Que qué quiero!, una casa más grande, tener más dinero, que mi mujer sea más guapa.
No, hombre, ¿Que qué desea?
¡Que qué deseo!, tener una mansión, ser millonario, que mi mujer sea estupenda.
¡No hombre! ¿Que qué va a ser?
¿Que qué va a ser?
Yo prefiero que sea chica pero si es un niño, no me importa.
¡No hombre! ¿Que qué va a tomar?
¡Ah, hombre, eso se dice antes! ¿Qué hay?
Pues nada, por aquí, siempre detrás de la barra…

Chistes D

Miles de chistes de todo tipo. Todos los días nuevos chistes. Chistes de Lepe, de politica, feministas y machistas, chistes para mayores y niños

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR

Aviso de cookies